Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn
Views:
45

Fenadismer califica de “caótico” la información oficial sobre la aplicación de la Ley Macrón al transporte a 20 días de su entrada en vigor.

Previsiblemente bastará con llevar una simple declaración a bordo del camión y designar un representante en Francia, y se exigirá tanto para transporte de cabotaje como internacional.

Como informó FENADISMER este jueves, el próximo 1 de Julio entra en vigor el Decreto 2016/418 por la que se desarrolla la Ley Macrón en materia de desplazamiento temporal de trabajadores en dicho país por parte de las empresas residenciadas fuera de Francia, siendo de aplicación en consecuencia a los conductores asalariados de empresas transportistas de cualquier país de la Unión Europea. Por tanto dicha norma no será de aplicación a los conductores autónomos, los cuales deberán acreditar dicha condición a requerimiento de los agentes de control.

 

En este sentido, desde FENADISMER se informó del procedimiento a seguir por las empresas y que a fecha de hoy figura como versión oficial en la página web de la Administración francesa www.service-public.fr

 

Sin embargo, el Comité de Representantes Permanentes del Gobierno francés en Bruselas ha informado de algunas modificaciones en el procedimiento a aplicar por parte de las empresas del sector del transporte por carretera, lo que será previsiblemente publicado por la Administración francesa la próxima semana.

 

Así entre las modificaciones a introducir cabe destacar las siguientes:

 

  • La Ley Macron será exigida tanto para la realización de transportes interiores (cabotaje) como de transportes internacionales, excluyendo sólo los transportes en tránsito.
  • No será necesario remitir previamente a la Administración francesa una declaración de desplazamiento por parte de la empresa transportista, sino que bastará que facilite a cada uno de sus conductores asalariados un documento de acreditación de cumplimiento de la citada normativa.
  • Se mantiene la obligación de que la empresa transportista designe un representante en Francia, quien deberá guardar toda la documentación de la empresa durante un período de 18 meses a disposición de los agentes de control.

En este sentido, FENADISMER califica de “caótica” la información que está ofreciendo la Administración francesa en lo referente a la aplicación de la Ley Macron, teniendo en cuenta que la misma será exigible dentro de tan sólo 20 días, lo que motivará la queja formal de nuestra organización con ocasión de la reunión que se mantendrá en la Embajada francesa el próximo miércoles 22 de junio.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn
Temáticas: