Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn
Views:
26
  • La Comisión plantea ampliar la regulación transitoria para garantizar una conectividad básica del transporte por carretera hasta el 31 de Julio de 2020.

 

  • Asimismo pone a disposición de todos los ciudadanos europeos un teléfono gratuito de información en todos los idiomas oficiales de la UE.

 

Como se recordará, desde que en noviembre del pasado año los negociadores del Gobierno británico y de la Unión Europea anunciaron que habían consensuado un Acuerdo de Retirada del Reino Unido de la UE, el Parlamento británico ha rechazado en tres ocasiones dicho Acuerdo de Retirada, que sí en cambio fue refrendado por el Consejo Europeo.

Ante dicha situación, frente a la fecha inicial de salida prevista para el 31 de marzo, se aprobó una nueva prórroga hasta el 22 de mayo, a condición de que la Cámara de los Comunes aprobase el Acuerdo de Retirada, lo que no llegó a producirse, obligando a establecerse una nueva prórroga hasta el próximo 31 de octubre de 2019, aunque la situación de indefinición y caos político existente en el Reino Unido hace impredecible si finalmente se producirá su salida efectiva de la UE en dicha fecha.

En este sentido, la Comisión Europea ha publicado este miércoles 4 de Septiembre una comunicación dirigida tanto a los ciudadanos como a las empresas, de planificación de las medidas que serían necesarias adoptar ante la posible retirada del Reino Unido de la Unión sin acuerdo. A tal fin la Comisión Europea ha concretado los ámbitos de actuación que requieren una atención específica, entre los que cabe destacar el transporte por carretera. Así, propone tanto al Parlamento Europeo como al Consejo modificar la regulación de transición aprobada el pasado   mes de marzo para asegurar una conectividad básica tanto del transporte de mercancías por carretera como del transporte de viajeros, ampliando su vigencia hasta el 31 de Julio de 2020.

En todo caso, la Comisión Europea recuerda que ante una posible salida sin acuerdo, no se aplicaría ningún régimen transitorio, por lo que el Reino Unido pasaría a ser considerado como un tercer país, lo que “obviamente causaría significativos perjuicios a los ciudadanos y a las empresas y tendría un serio impacto económico negativo, que sería proporcionalmente mucho mayor en el Reino Unido que en los 27 Estados miembros de la UE”

A fin de poder obtener más información para estar preparados ante una posible salida del Reino Unido sin acuerdo, la Comisión Europea ha puesto a disposición de todos los ciudadanos europeos el teléfono gratuito de atención 00 800 67 89 10, que responde en todos los idiomas oficiales de la UE.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn
Temáticas: